noti 32

SEÚL | Por:  AGENCIAS

Corea del Norte amenazó con lanzar un ataque nuclear sobre la Casa Blanca y el Pentágono, en una nueva subida de tono del régimen de Kim Jong-un tras varios ensayos de misiles.

“Dispararemos nuestros cohetes con armas nucleares sobre la Casa Blanca y el Pentágono, los orígenes del mal”, afirmó Hwang Pyong-so, jefe del buró político del Ejército norcoreano, en declaraciones a medios estatales recogidas por el diario surcoreano Chosun.

Hwang formuló la nueva amenaza el domingo, durante una reunión de autoridades militares en el Palacio de Kumsusan de la capital, Pyongyang, con motivo del 61 aniversario del fin de la Guerra de Corea (1950-53).

El representante militar norcoreano también situó como objetivos de sus armas nucleares “las bases militares en el Pacífico y todas las grandes ciudades de Estados Unidos”.

Prometió que la ofensiva se producirá si EU amenaza “la soberanía y la supervivencia (de Corea del Norte) con sus portaaviones de propulsión nuclear y sus medios para un ataque atómico”.

EU desplazó recientemente a Corea del Sur el portaaviones de propulsión nuclear de 97 mil toneladas USS George Washington, con 80 cazas y bombarderos a bordo, que participó del 16 al 21 de julio en maniobras militares conjuntas de las fuerzas surcoreanas y estadunidenses.

Corea del Norte protestó enérgicamente contra la llegada del portaaviones, que calificó como una “grave e imperdonable provocación”, mientras prosiguió con una serie de lanzamientos al mar de misiles y artillería, el último de ellos el pasado sábado.

 

Songdowon abre sus puertas; invita a niños de EU

¿Un campamento de verano en Corea del Norte? Pues sí, existe, y tiene toboganes de agua gigantes, una playa privada, videojuegos y canchas de voleibol entre otras atracciones. Y desde luego, el gran monumento de bronce de los difuntos líderes Kim Il Sung y Kim Jong Il rodeados de niños embelesados.

Después de la orientación recibida del actual líder Kim Jong Un y grandes reparaciones, el Campamento Infantil Internacional Songdowon reabrió el martes para recibir al contingente internacional: más de 300 adolescentes y niños de Rusia, China, Vietnam, Irlanda y Tanzania.

Los niños pasan ocho días nadando, remando, cocinando y haciendo amistad con sus pares norcoreanos. Aunque recibe fuertes subsidios del gobierno, las vacaciones —que incluyen una visita a Pyongyang— cuestan 270 dólares por niño.

El objetivo del campamento, que funciona desde hace 30 años, era profundizar las relaciones con los países del bloque comunista o No Alineado. Pero los funcionarios dicen que están dispuestos a recibir niños de todas partes, incluso de Estados Unidos.

Los participantes tienen la oportunidad de conocer un país que sigue siendo un misterio para la mayor parte del mundo, y Corea del Norte la de ofrecerles lo mejor de sí. Dormir en habitaciones climatizadas y con televisores y videojuegos es un lujo desconocido para el común de los niños norcoreanos.

Comentarios

comments

 

Tags: ,